Torreón
GUADALUPE MIRANDA Lunes 16 de abr 2018, 8:45am ... Anterior 5 de 21 Siguiente ...

Un hogar digno entre la violencia

Apoyo. Los menores que son atendidos en Casa Paterna reciben todo lo necesario para su formación académica y humana. (ERNESTO RAMÍREZ)

TORREÓN, COAH.-
LA CASA HOGAR FUE FUNDADA POR EL PADRE DAVID ESTALA HACE 22 AñOS

Aunque el clima de violencia que se vivía en la región les arrebató a su madre o a su padre, la Casa Paterna Divina ¨Providencia se ha convertido en un verdadero hogar para esos niños y jóvenes que quedaron en la orfandad, o bien, con un familiar que no puede hacerse cargo al 100 por ciento de ellos.

Fundada por el padre David Estala Silva hace 22 años, la Casa Hogar está enclavada en uno de los sectores que durante años fue considerado como de los más violentos de la ciudad, en la colonia Miguel Hidalgo, en el sector poniente.

Es ahí donde las hermanas Guadalupanas del Corazón Eucarístico, originarias de la capital de Durango, se han hecho cargo de los menores desde el 2011. No fue una tarea fácil, reconoce su directora Esperanza Contreras.

Actualmente son 39 los niños se atienden en este su nuevo hogar, cuyas edades van desde los 2 años y 10 meses hasta los 17 años de edad.

La mayoría de ellos, son hijos de padres o madres asesinados o desaparecidos. No sólo de Torreón ,sino de otras partes de la Comarca Lagunera, como Ciudad Juárez, Durango, Nazareno y del propio Torreón.

"Son niños que han vivido las consecuencias de la violencia, cuyo padre o madre fueron asesinados o los desaparecieron, quedaron solitos, pero tienen a otro familiar. Y son ellos los que voluntariamente vienen a pedir el apoyo; por eso nuestros niños son de depósito voluntario", explicó la hermana Esperanza.

En Casa Paterna tienen un lugar de domingo a viernes, el resto la pasan con sus familiares y durante las vacaciones.

En este lugar, además de un techo y comida, cuentan con un verdadero hogar. "Primero un hogar digno, una familia bonita, protección, la oportunidad de que vayan a la escuela, su formación académica, formación religiosa, valores, toda una convivencia de los niños, es un ambiente sano", dice la directora.

Una de las principales metas de este hogar es que los menores terminen con su formación académica. Actualmente los niños se encuentran: uno en preescolar, 25 en primaria, 10 en secundaria y 3 en preparatoria. "Queremos que la mayoría de ellos, logren terminar su preparatoria, muchos no perseveran, terminan primaria ya no quiero seguir voy a seguir en mi casa", cuenta.

NO MÁS VIOLENCIA

"Desde que llegamos aquí ya no hubo violencia visible, no nos tocaron balaceras, pero sí que los taxis no entraban no nos querían traer", recuerda la religiosa, quien asegura que ahora todo es diferente, "en confianza nos hemos movido, en el sector nunca hemos tenido problema".

Ahora dice que el ambiente que se puede ver en las calles es más familiar, de fiesta, "hasta los niños andan jugando en las calles", dice.

Reconoce que nunca tuvo temor de venir a La Laguna, porque no conocía y nunca había escuchado del clima de violencia que se vivió hace algunos años.

"No había escuchado, aparte vinimos a conocer la casa, y verla en las condiciones en las que estaba y ver a los niños nos motivó mucho, querer venir a apoyarlos, y venir a conocerlos y cuidar a los niños".

Trabajar con los pequeños no fue una tarea fácil, reconoce. "Al principio fue difícil como estaba la violencia fuerte, los niños traían esa misma violencia, como les habían matado a un familiar, eran pleitos, todos querían arreglar con golpes, el vocabulario no agradable, y en la escuela problemas. Pero poco a poco con la gracia de Dios y con el trabajo de todos, los niños fueron adquiriendo paz y tranquilidad, concentrándose más en su estudio, el ambiente familiar cambió un poco más".

La hermana Esperanza cuenta que si bien tienen el apoyo de empresas y bienhechores, nunca está de más el apoyo para atender a los menores.

Para apoyar, se puede hacer de forma directa en Prolongación Presidente Carranza 2120 poniente en la colonia Miguel Hidalgo, de forma electrónica en cpdivinaprovidenciaotmail.com, o bien, vía telefónica en el 7-17-76-53.

Un hogar digno entre la violencia

Como en casa. Son 39 menores de edad los que son atendidos en la Casa Paterna; la gran mayoría son víctimas de la violencia. (ERNESTO RAMÍREZ)

Un hogar digno entre la violencia

Apoyo. Los menores que son atendidos en Casa Paterna reciben todo lo necesario para su formación académica y humana. (ERNESTO RAMÍREZ)

Un hogar digno entre la violencia

Cómodo. La Casa Hogar es aún más amplia tras el cambio del asilo de Casa Paterna sus nuevas instalaciones en San Felipe. (ERNESTO RAMÍREZ)


Etiquetas: casa paterna divina providencia

Más de Torreón

... Anterior Siguiente ...


0
RELACIONADAS
Ver más
DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA

Cargar comentarios

Foros Torreón / Blogs de El Siglo / Más comentarios

Ordenar en línea Edición impresa + Internet
ADEMÁS LEE

Cia. Editora de la Laguna. Av. Matamoros 1056 Pte. Col. Centro, Torreón Coah. México, C.P. 27000
Conmutador: 871.759.1200 | Publicidad 759.1200 ext 1310 | Suscripciones 716.4514 | Telemarketing 759.1259 | Google | Facebook | Twitter
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad
I.S. o asterisco (*) significa inserción solicitada
Síguenos en:

Hay usuarios en línea y registrados. »IR AL CHAT