25 de junio de 2019 notifications
menu desktop_windows
Columnas Deportes

Recuerdos del Ayer

MUERE ÍCONO DE TIGRES

Sergio Luis Rosas/ EL SIGLO DE TORREÓN
TORREÓN, COAH, miércoles 22 de mayo 2019, actualizada 9:43 am


Enlace copiado

Después de jugar Tigres UANL una Liguilla por el no descenso en la temporada 1976-1977 su directiva decidió reestructurar el equipo, fue así como llegó Carlos Miloc a la dirección técnica del plantel y los refuerzos Osvaldo Batocletti, Walter Daniel Mantegazza, Pilar Reyes y Sergio Orduña. Estos jugadores se sumaron a Gerónimo Barbadillo y Tomás Boy para darle vida a un equipo que iba a escribir una gran historia en el futbol mexicano.

Osvaldo Batocletti se convirtió en el alma de la defensa de Tigres, tenía tres años de haber llegado al futbol mexicano procedente del equipo argentino Santa Fe para los Esmeraldas de León, supliendo a su compatriota Rafael Albretch, mundialista en Inglaterra 1966. “Bato’’, como era conocido entre la afición regiomontana, perdió el viernes pasado la batalla que sostenía de tiempo atrás contra el cáncer, en vida se ganó el corazón de los aficionados felinos.

Su sensible fallecimiento se dio dentro del marco del juego de vuelta de semifinal del Clausura 2019 entre Tigres y Monterrey, sumándose los Rayados al homenaje a Batocletti, cuyo rostro fue impreso en la camiseta del equipo felino, como muestra de agradecimiento por todo lo que dio a la institución felina tanto como jugador y entrenador de esta organización.

Osvaldo Batocletti fue un líder dentro de la cancha, reconocido como tal por jugadores de la talla de Tomás Boy, Roberto Gómez Junco y otros de su época, quienes lo reconocieron como su gran Capitán. Fue un baluarte en la conquista de los dos primeros Campeonatos de Liga obtenidos por Tigres en las temporadas 1977-1978 y 19811982 bajo el mando de don Carlos “El Tanque’’ Miloc.

En su carrera de entrenador fue muy querido y valorado por sus jugadores y jugadoras, pues tenía el conocimiento y capacidad necesaria para formar a jugadores del primer equipo como a los de Fuerzas Básicas.

Se cuenta que en un principio iba a ser contratado por el Monterrey, pero Miguel Gómez Collado, directivo de Rayados en 1977, lo llevó a Tigres junto con el uruguayo Walter Daniel Mantegazza, lo que ocasionó que Miguel fuera despedido de Rayados. Para jugar con los felinos “Bato’’ sacrificó su salario. Destacó siempre por su entrega y profesionalismo dentro y fuera de la cancha, fue un ejemplo de lealtad a la institución.

Calvo prematuro, durante algunos años usó una peluca atada con una banda para que no se la cayera. A Tomás Boy se le ocurrió raparse para solidarizarse con Batocletti, apareciendo completamente calvo en el juego contra Chivas que ganaron los Tigres por dos goles a uno con tantos de Luis Fernández y Raúl González Orihuela en el Volcán, por Chivas anotó Roberto Gómez Junco, su antiguo compañero.

Su carrera de entrenador la inició como auxiliar de Tomás Boy en la dirección técnica en el equipo Tampico Madero. Enseguida dirigió Tigres del Verano 98 al Verano 99. En el Apertura 2005 regresó a la dirección técnica de los felinos y participó en el “Aztecazo’’ del Apertura 2005, cuando el equipo universitario perdió ante el América en el juego de ida de cuartos de final por tres a uno en el Volcán. En el partido de vuelta Tigres hizo la hombrada y derrotó al América por cuatro goles a uno, calificando a semifinal, instancia donde fue eliminado por el Monterrey. Como entrenador dirigió seis clásicos regiomontanos, ganó cuatro, empató uno y perdió uno. En su época de jugador disputó 15 clásicos, con un saldo de ocho victorias, seis empates y una derrota.

Fue columnista del periódico Metro de la ciudad de Monterrey. Batocletti era un hombre sencillo que sabía dejar a un lado su jerarquía de ídolo de Tigres para entablar amistad con los aficionados. La gente que estuvo cerca de él lo recuerda con gran afecto y les caló hondo su partida.

Como entrenador de la franquicia de Tigrillos de Primera División A con sede en la ciudad de Saltillo estuvo a punto de ascenderlo en la temporada 20012002. El equipo saltillense calificó en el Verano 2002 a la Repesca y enfrentó al recién descendido Toros Neza, al cual derrotó tres goles a uno en el Estadio Olímpico de la Unidad Deportiva de Saltillo, en la vuelta empató a dos en el Estadio Neza 86 y calificó a la Liguilla.

En cuartos de final vencieron en el juego de ida al Atlético Mexiquense por la mínima diferencia, en la vuelta empataron a uno en el Estadio Nemesio Díez, este resultado le dio el pase a semifinales a Tigrillos que cada vez ilusionaba más a la afición saltillense.

El Estadio Olímpico de la Unidad Deportiva Saltillo empezó a convertirse en una fortaleza durante la Liguilla, en el partido de ida los Tigrillos golearon al Tampico Madero por cuatro a uno. En el juego de vuelta en el Tamaulipas ganaron los Tigrillos por dos goles a uno para consumar la hazaña de calificar a la gran final.

El 16 de mayo del 2002 el Estadio Olímpico de Saltillo se llenó por completo para el juego de ida de la gran final entre Tigrillos y San Luis, ganando los saltillenses por cuatro a uno y estaban a 90 minutos de lograr el ascenso. Tres días después, el 19 de mayo, el San Luis buscaba remontar el marcador en el Estadio Alfonso Lastras y lo consiguió en el tiempo reglamentario al ganar por tres a cero y empatar el marcador global. Con Gol de Oro de Moctezuma Serrato al minuto siete de tiempo extra consiguieron los potosinos el ascenso.

Otro logro importante de Batocletti como técnico fue el título que consiguió con el equipo femenil de Tigres en el 2018 al vencer a Rayadas en la gran final. Después de conseguir el título renunció a su cargo debido al cáncer que padecía de tiempo atrás y que finalmente lo venció el pasado viernes. ¡Descanse en paz Oswaldo Batocletti, la gran leyenda de Tigres!

¡Hasta el próximo miércoles!

sluisrosas@hotmail.com
TAGS
Temas del día
  • Migrantes
  • Metrobús
  • Sargazo
  • RELACIONADAS
    COMENTA ESTA NOTICIA
    Cargando comentarios...
    Cargando más noticias...
    Cargando tendencia...